Apuntes breves sobre el asesinato de líderes y alternativas de acción ciudadana

19:39:00

Este micro-ensayo presenta cinco reflexiones personales sobre el asesinato de líderes y alternativas de acción ciudadana.  La enumeración que usaré obedece a la intención de ser lo más breve y concreta posible. No debe ser interpretado como un análisis crudo pero sí puntual y respetuoso.

Por: Diana María Valencia* / Democracia en la Red

1.     La velatón también fue por los agentes de la CTI.  La sangre de compatriotas es roja como la franja de nuestra bandera, no tiene color político.  El rechazo generado por el asesinato de líderes sociales, miembros de comunidades indígenas, docentes, reclamantes de tierras, o agentes del Estado como defensores y miembros de la fuerza pública; es uno mismo.  Así como lo es el clamor al gobierno de Juan Manuel Santos para que, mejor tarde que nunca, reconozca la sistematicidad de los crímenes y la falta de eficiencia de su ministerio de defensa y asociados en remediarla (como sabemos, al contrario, la han negado torpemente).

2.     Los números no coinciden, no es problema, pero sí significa que debemos ser más cuidadosos en el análisis. Las estadísticas de asesinatos difieren y me temo que es porque todos hemos estudiado los casos sin separar los de líderes. Hablamos mucho de líderes, pero presentamos estadísticas que incluyen personas que no ejercen liderazgos, los consideramos porque pertenecen a cierta raza o etnia o tienen determinado oficio. Eso nos dispersa. Esto no significa que unas vidas valgan más que otras, sino que debemos ser más cuidadosos en el análisis. Cuando hablamos de líderes, la sistematicidad como lo expresa Andrés Felipe Giraldo, se aparta de lo meramente criminológico y entra al terreno teleológico: al asesinar al líder no solo matan a una persona sino la lucha entera de las comunidades, dejándolas “sin voz, temerosas y expuestas”.[1]

3.     Estos análisis estadísticos sobre información heterogénea arrojan generalidades que ya conocemos sobre los posibles motivos de los crímenes, como indica el informe de Centro Nacional de Consultoría (CNC) reseñado por Allison Benson o el conocido informe de Indepaz que fue citado ampliamente por la prensa: conflictos sobre tierras, recursos y cultivos ilícitos;  víctimas entre líderes comunitarios, miembros de etnias y campesinos, y ocurridos particularmente en departamentos del pacífico y Antioquia.[2] Dentro de esta amplia muestra es probable que podamos hablar más bien de sistematicidades en plural.

4.     Personalmente y como lo expresé en el programa de @PosLaVerda del pasado lunes 9 de julio, responsabilizo al Gobierno en cabeza de Juan Manuel Santos, por estos crímenes atroces.[3] La paz prometida al campo, nunca llegó. Aparte de los factores mencionados arriba considero que la principal causa de esta ola de asesinatos es la señalada por la investigación de la Universidad del Rosario “Killing Social Leaders for Territorial Control” y que cita Kalmanovitz en su más reciente columna de El Espectador: están ligados a la firma del acuerdo, no por el acuerdo en sí mismo, sino por la negligencia en su ejecución. Tristemente, con el retiro de las FARC y el reiterado abandono del Estado, los territorios quedaron a merced de grupos ilegales disputándose una autoridad que correspondería al gobierno haber ejercido.[4] Los habitantes de estas zonas están atrapados en el fuego cruzado.

5.     Finalmente, cuál puede ser el aporte de una ciudadanía preocupada y así mismo inmersa en su propio día a día. Bueno, sugiero tres cosas con las que podemos empezar. Primera, continuar el activismo en redes, muy criticado, pero permite mantener visibles las personas y las causas; que los líderes no estén solos en sus respectivas campañas. Segundo, la manifestación pacífica (recalcando en lo pacífica), como la velatón, debe repetirse. Personalmente no creo que la convocatoria para el 7 de agosto sea buena idea, considerando no sólo los de por sí muy complejos esquemas de seguridad con que se puede enfrentar; sino además que plantear una batalla de protagonismos le resta en sí protagonismo a quienes deben tenerlo. Respaldaré la propuesta de todo líder que acompañe esta causa, siempre y cuando sean los líderes sociales asesinados los ejes centrales de la iniciativa. Y tercero, votar la consulta anticorrupción que, entre otras cosas empodera a las comunidades en varios sentidos: participación, control, veeduría.

* Diana María Valencia
MSC Food Security and Sustainable Agriculture. MPhil/PhD History Candidate. University of Exeter, UK


[1] Andrés Felipe Giraldo López, ‘Lo sistemático en el asesinato de líderes sociales’, Revista Enfoque, 2018 <http://www.revistaenfoque.com.co/opinion/lo-sistematico-en-el-asesinato-de-lideres-sociales>.
[2] Allison Benson Hernandez, ‘¿Nos seguirán matando?’, Las2orillas, 2018 <https://www.las2orillas.co/nos-seguiran-matando/>; Indepaz and others, Separata de actualización de Informe Todos los nombres, todos los rostros, Todos los nombres, todos los rostros: Informe de Derechos Humanos sobre la situación de lideresas y líderes sociales, de defensoras y defensores de Derechos Humanos y de ex combatientes de las FARC – EP y sus familiares en los territorios. (Bogotá, Colombia: Indepaz, 5 July 2018), p. 20 <http://www.indepaz.org.co/8233/separata-de-actualizacion-de-informe-todos-los-nombres-todos-los-rostros/>; ‘El Mapa de Los Líderes Sociales Asesinados En Colombia’, El Tiempo (Bogotá, Colombia), On line edition, section Otras Ciudades - Colombia <http://www.eltiempo.com/colombia/otras-ciudades/el-mapa-de-los-lideres-sociales-asesinados-en-colombia-184408>.
[3] Andrés Balaguera and others, PosLaVerda 9 de Julio EN VIVO <https://www.spreaker.com/user/poslaverda/poslaverda-9-de-julio-en-vivo>.
[4] Salomón Kalmanovitz, ‘¿Quién los está matando?’, El Espectador.com (Bogotá, Colombia, 8 July 2018), On line edition, section Opinión <https://www.elespectador.com/opinion/quien-los-esta-matando-columna-798898>
Documento original de trabajo de la Universidad del Rosario, disponible en inglés en el enlace: Mounu Prem and others, ‘Killing Social Leaders for Territorial Control’ (Universidad del Rosario, 2018) <http://repository.urosario.edu.co/bitstream/handle/10336/18133/dt218.pdf>.



Share this

Related Posts