Propuesta de método y contenidos para el diálogo social y la participación de la sociedad en el proceso de diálogo Gobierno - ELN

07:25:00

El diálogo democrático se debe estructurar partiendo de un Gran Acuerdo Político Nacional, para definir los temas, procedimientos y tiempos para el desarrollo de este diálogo.

Por: Carlos Arturo Velandia Jagua / Rebelión.

Los 3 diálogos:

EL DIÁLOGO ÚTIL: Es el que se requiere de manera precisa, para contribuir a la obtención del acuerdo de fin del conflicto armado y la creación de condiciones positivas para la construcción de la paz por parte de la sociedad. Este diálogo ha de ser el estrictamente necesario y suficiente para la obtención del objetivo, por lo que es responsabilidad estricta y directa de las partes en la Mesa estructurarlo, determinar los contenidos y establecer los tiempos para el diálogo. Las partes deberán definir el valor que darán a las propuestas y conclusiones del diálogo social. Este diálogo debe conducir al final de la guerra en Colombia. Este diálogo discurre durante el conflicto armado, en su etapa final, los protagonistas son las partes del conflicto armado y la sociedad participa en un diálogo coadyuvante, para la firma de fin de la guerra.

EL DIÁLOGO JUSTO: Es el que requiere la sociedad y el país para la construcción colectiva de la paz y la justicia; en el marco de un proceso en el que se implementan los acuerdos de fin de la guerra, se amplía la democracia y se discuten temas relativos a superar la inequidad y a propender por el desarrollo social, económico y humano para el bienestar común y la paz estable y duradera. Este diálogo justo tendrá mucho mayor desarrollo en los territorios golpeados por el conflicto, bajo la concepción de la Paz Territorial. El diálogo justo, es el diálogo entre la sociedad y la institucionalidad en el territorio, alrededor de los problemas y necesidades prioritarios, que resolviéndolas signifiquen avances hacia el bienestar colectivo y a la integración con el conjunto del país.

El diálogo justo discurre en el periodo de posguerra o de posconflicto armado, en el que las comunidades territoriales y la institucionalidad son los protagonistas; para ello se requiere empoderar a la sociedad, para que sin intermediarios gestionen de manera directa los términos de las soluciones que identifiquen que los conducirán a la paz duradera. Se requiere también la presencia de un Estado fortalecido, sobre todo en aquellos territorios, donde el abandono estatal ha sido secular y con una débil presencia.

EL DIÁLOGO DEMOCRÁTICO: Es el que realiza la nación entera, para establecer temas de interés general y construir consensos básicos sobre su desarrollo y solución. En este diálogo no debe haber exclusiones de ninguna índole, pues se trata de construir la Agenda de País que inserte a Colombia en el futuro, pero a partir de nuestras realidades concretas. El diálogo democrático se debe estructurar partiendo de un Gran Acuerdo Político Nacional, para definir los temas, procedimientos y tiempos para el desarrollo de este diálogo.

Estos “tres diálogos”, están interconectados por lo que aspectos de estos saldrán de manera recurrente en el desarrollo de los tres; pero no es posible superponerlos, por lo que deben desarrollarse en condiciones de tiempo, modo y lugar, específicos para cada uno, de la manera como se explica en el diagrama siguiente:



Share this

Related Posts